4 recomendaciones para evitar la cosificación de las niñas

Este post pertenece al blog Amigos – por la inclusión de los niños y las niñas y la defensa de sus derechos. La finalidad de este proyecto es la inclusión social de los niños y las niñas a través de la cultura para empoderar su ciudadanía y deconstruir la crianza para vivir sin violencia
logoamigos1

4 recomendaciones para evitar la cosificación de las niñas

“Ante el bombardeo de publicidad que sufren niños y niñas sobre el rol que deben desempeñar en la sociedad, creemos en la necesidad de hacer lazos para deconstruir dichas imposición. Mucho hemos señalado en lo perjudicial que es la hipersexualización de las niñas. Recuerda que la hipersexualización es la sexualización de las expresiones, posturas o códigos de vestimenta considerados como demasiado precoces, y conlleva a una infancia cada vez más erotizada. El peligro, es que se aprende a temprana edad que el papel de la mujer es de objeto sexual, y adoptan roles y comportamientos estereotipados que además no corresponden a su temprana edad.
Quizás te interese leer: La hipersexualización infantil
cosific

Por ello, te damos algunas recomendaciones para evitar la cosificiación de las niñas:
  1. Acompáñala mientras miran televisión
La televisión puede ser la puerta para bombardear a los niños y niñas con cultura, pero también con publicidad y programación dañina, por ello, la recomendación es acompañarlos mientras la observan, así podrás señalar lo que te parezca inadecuado, lo que te cause alarma por dar una imagen sesgada de la femineidad, de su cuerpo, de sus verdaderas necesidades físicas y emocionales.
Para auxiliarte en los contenidos violentos o poco apropiados para los peques, recuerda que tenemos un artículo con las 8 características de violencia en los programas infantiles de televisión, donde señalamos aquellos que:
Hacen que la apariencia física o el dinero sea una característica apremiante, en detrimento de las cualidades más esenciales y permanentes como la empatía, la capacidad para respetar a los demás, la inteligencia o la capacidad para el trabajo, es violencia. Por lo cual, se recomienda evitar lo programas con personajes femeninos preocupados por su apariencia y el deseo-necesidad de atraer a los niños.
También existen programas que suelen mostrar “amistades” insanas, basadas sobre todo en relaciones de poder y dominación entre unas y otras para finalmente, las líderes acabar a su vez plegándose a los deseos de los varones: evítalas. Enséñale que las relaciones entre niños y niñas deben estar basada en la amistad.
 
  1. Cómprale muñecas infantiles con cuerpos basado en la realidad.
De preferencia, si vas a comprar muñecas, que sean infantiles, cuyo cuerpo este basado en la realidad, y si te pide muñecas tipo “Barbie” le debes explicar que las proporciones de la muñeca no son reales y que ella no será así de adulta, si no que su cuerpo será parecido al de mamá, o la tía o la abuela.
La recomendación es que intentes elegir juguetes que reflejen la diversidad de cada persona. Orientando en una buena lección de juguetes también estás educando. Escoge con acierto, teniendo en cuenta que sean seguros, acorde con la edad y libre de prejuicios sexistas. Por eso, te recomendamos leer: Decálogo para elegir juegos y juguetes no sexistas
 
muñecas
  1. No la pongas a competir con otras niñas
Nuestras hijas no necesitan competir con las otras niñas, ser más guapas, más altas, más delgadas. Nuestras hijas son únicas y maravillosas tal y como son. No las forcemos a ser lo que no son, a parecer lo que jamás serían por sí mismas. No compitas con otras madres por el aspecto físico de tu hija.
Si tu hija tiene amigas y éstas presionan a tu hija para que se adapte al canon estándar de belleza, para que tenga los juguetes anunciados en la tele o que lleve la ropa de moda, habla con tu hija, dile que es bueno tener amigas, pero que no hace falta que todas sean iguales, que cada una puede tener sus propias ideas y vestir como le guste. Enséñale que las amigas tienen que respetarse, no denigrarse y manipularse unas a otras.
  1. Enséñale una relación de satisfacción con su cuerpo
Somos su ejemplo, así que para poder transmitir el mensaje debes demostrar una relación saludable, de confianza y de satisfacción con tu cuerpo. Todos y todas somos bellos. Trata de tener una relación sana con la comida y no nos dejemos manipular por imágenes irreales retocadas por ordenador.
Desde esa relación de respeto, será más fácil que nuestras hijas edifiquen una imagen de sí mismas sana y equilibrada, para que posean una autoestima adecuada y se valoren por sus cualidades reales.
Recuerda que la seguridad no se adquiere por repetirse una y mil veces lo valiosa(o) y buena(o) persona que eres. El poder amarse a sí mismo es un aspecto psíquico que necesita ser sostenido por un largo tiempo, porque es un sentimiento frágil, se construye según la imagen que los demás nos devuelven. Por ello,la calidad de los vínculos es importante. Será el marco de referencia de nuestras relaciones futuras, de nuestra identidad.Si quieres que tu hijo o hija sea emocionalmente fuerte y un ser exitoso, prepáralo desde ahora y evita dañar su autoestima. Para lo cual te recomendamos leer: 7 conductas que dañan la autoestima del menor.
Juntos podemos hacer de la infancia, el mejor momento de su vida.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s